Nuestro cuerpo se altera con la llegada de cada estación. El calor y el frío le obligan a adaptarse en un corto periodo de tiempo al calor o al frío. Y lo mismo pasa con nuestra piel. Al ser un órgano vivo tiene que adaptarse continuamente a todos los diversos factores ambientales.

Con las bajas temperaturas el poro se cierra para protegerse del frío, lo que provoca que la piel de todo nuestro cuerpo se vuelva más seca y sensible. Pero no todo iba a ser malo, el frío ayuda a nuestra piel a verse más tersa en invierno. Por el contrarío, con la llegada de los primeros rayos de sol y con el consiguiente aumento de la temperatura, llega una mayor cantidad de nutrientes a nuestra piel lo que hace que se oxigene mucho más, pero también implica un aumento en la actividad de la glándula sebácea, lo que responde a la aparición una mayor cantidad de brillos y grasa en nuestro rostro.

Por este motivo, es evidente que no se puede utilizar la misma linea cosmética a lo largo de todo el año, al igual que nuestras rutinas diarias también deben modificarse. En primavera y verano llevamos ropa más ligera, dejando mayor superficie de piel expuesta por lo que es obligatorio protegerse del sol, aunque no estemos en la playa o la piscina. Hacemos más actividades al aire libre…

Acaba de empezar la primavera, la estación más templada del año, y aunque el cambio de temperatura está siendo progresivo hay que empezar a preparar la piel para el calor con una base de hidratación extra para lo que está por llegar. Únete a la #skingymrevolution con nuestro Skin Hidratación por solo 39 euros al mes/ sesiones ilimitadas.

Pero no, esto no es suficiente. Además de asistir a tu centro de estética habitualmente, tienes que seguir una serie de pautas para que tu piel se vea verdaderamente bien y conseguir esos resultados que deseas. Limpia tu piel dos veces al día (día y noche) con leche limpiadora y tónico facial. Si tu piel es gruesa, exfolia tu rostro una vez a la semana. En cambio, si hablamos de una piel fina, tendrás que hacerlo cada 15 días para dejar que se regenere totalmente.

En BIUTI by NOVU nos adelantamos a las necesidades de la piel para que esta luzca sana y radiante. En primer lugar, lo más importante es recurrir a un diagnóstico estético realizado por profesionales del sector para conocer el estado real de tu piel y saber cómo proceder en cuanto a tratamientos y cosmética.

Te invitamos a disfrutar de un diagnóstico estético profesional y primer tratamiento totalmente GRATIS.

Pide tu cita: 910 174 882 o a través de nuestra página web